Alzheimer en gatos (demencia y CDS)

Si tu gatito tiene más de 15 años, los veterinarios lo clasifican como "paciente geriátrico". Alcanzada esta edad, su gato corre un mayor riesgo de padecer enfermedades como el Alzheimer (o el síndrome de disfunción cognitiva). Para ayudarle a reconocer los posibles síntomas de una enfermedad neurológica en su gato, hemos recopilado toda la información más reciente sobre la enfermedad de Alzheimer en los gatos.

Alzheimer en los gatos: ¿Qué razas tienen más riesgo?

Por desgracia, la demencia puede afectar a gatos de todas las razas y edades. Sin embargo, una cosa es cierta: a medida que envejece, el riesgo de que su gato desarrolle Alzheimer aumenta. Un estudio reveló que la mitad de los gatos mayores de 15 años muestran signos de demencia.

¿Cuáles son los primeros signos de demencia?

En general, la demencia felina significa que el gato pierde gradualmente sus capacidades cognitivas a medida que envejece. Veamos juntos cuáles son los síntomas de la demencia en los gatos:

1. Cambios de comportamiento

Si su gato pierde algunas de sus capacidades cognitivas, también cambiará su comportamiento en consecuencia. Por ejemplo, su gato, que solía ser sociable y amistoso con todo el mundo, puede reaccionar de repente de forma malhumorada, agresiva o temerosa. O puede que de repente haga más ruidos de lo habitual.

2. Desorientación

Los gatos suelen estar muy familiarizados con su territorio: Se mueven con confianza en su entorno. Por el contrario, los gatos con SDC a menudo olvidan dónde está su inodoro o su cuenca, por ejemplo. Es posible que a veces vea a su gato mirando a la pared con confusión, tratando en vano de encontrar una forma de salir de la habitación.

3. Mala higiene

Por lo general, a los gatos les encanta lavarse, utilizando su áspera lengua para inspeccionar cada centímetro de su pelaje. Un gato que padece Alzheimer tiende a limpiarse con mucha menos frecuencia de lo normal. Además, los gatos que sufren demencia a veces dejan de usar el baño correctamente.

Si su gatito deja las heces y la orina en lugares inusuales de la casa en lugar de utilizar el retrete, es probable que sufra el síndrome de Alzheimer o de disfunción cognitiva.

4. Trastornos del ritmo circadiano

Si tu gatito tiene demencia, probablemente ya no sepa qué hora es. Este trastorno puede reflejarse en el hecho de que, por ejemplo, ya no es capaz de reconocer las horas del día en que suele comer.

5. Cambios en el ciclo día/noche

Los gatos son animales nocturnos. Esto significa que se adormecen durante el día y vuelven a la vida durante las horas nocturnas. Este ritmo de sueño-vigilia cambia cuando se padece la enfermedad de Alzheimer. La demencia senil en los gatos también se manifiesta así: duermen toda la noche y están despiertos y activos durante el día.

6. Reducción de la capacidad de aprender y recordar

Casi todos los gatos reconocen su nombre y saben lo que significa la palabra "comida", si es la que dices cada vez que abres la puerta de la cocina para darle a tu gatito unas croquetas. Sin embargo, como la demencia también afecta al área del aprendizaje y la memoria, si su gatito padece Alzheimer es posible que haya olvidado las palabras que aprendió en el pasado.

¿Cómo se diagnostica la demencia o el Alzheimer?

El veterinario suele diagnosticar la demencia en los gatos excluyendo otras posibles enfermedades (diagnóstico diferencial). Entre ellas se encuentran las enfermedades que causan graves problemas de visión o audición a su gato.

Del mismo modo, si su gatito sufre repentinamente incontinencia, el veterinario comprobará primero si hay problemas de riñón o vejiga y sólo entonces sospechará que se trata de un síntoma de demencia.

Pronóstico: ¿Hay alguna posibilidad de recuperación con un diagnóstico de demencia?

Por desgracia, en el estado actual de nuestros conocimientos científicos, no es posible curar la demencia en los gatos. Las células cerebrales muertas no se regeneran por sí mismas, por lo que el tejido muerto permanece. Sin embargo, con paciencia y comprensión, puedes mejorar significativamente la calidad de vida de tu gatito, que no es poco.

Las causas: ¿Qué desencadena el Alzheimer en los gatos?

En general, la demencia es una enfermedad neurodegenerativa. Más concretamente, mientras que "demencia" es un término genérico que describe síntomas como la pérdida de memoria, orientación y capacidad de pensar, "Alzheimer" es una enfermedad muy específica y, por tanto, una especie de subtipo de demencia.

El neurólogo alemán Dr. Alois Alzheimer fue el primero, en 1906, en describir esta enfermedad neurodegenerativa en humanos. Unas décadas más tarde, los investigadores descubrieron cambios similares en el cerebro de animales como los perros y los gatos.

En los perros, los veterinarios hablan del síndrome de disfunción cognitiva (SDC). Los gatos también pueden enfermar de la misma manera.

En cuanto a las causas, cabe señalar que en los gatos enfermos el organismo almacena patológicamente proteínas nocivas en el tejido cerebral a largo plazo. Si se encuentran dentro de la célula nerviosa, los veterinarios las denominan "proteínas tau".

Cuando están fuera de la célula, se denominan placas amiloides. Las proteínas almacenadas provocan la muerte del tejido en cuestión. Como resultado, el cerebro ya no puede realizar algunas de sus funciones más importantes. Básicamente, como el gato ya no puede percibir y evaluar las impresiones sensoriales como de costumbre, pierde sus capacidades cognitivas.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Subir
Esta web utiliza cookies propias y de terceros para su correcto funcionamiento y para fines analíticos y para mostrarte publicidad relacionada con sus preferencias en base a un perfil elaborado a partir de tus hábitos de navegación. Contiene enlaces a sitios web de terceros con políticas de privacidad ajenas que podrás aceptar o no cuando accedas a ellos. Al hacer clic en el botón Aceptar, acepta el uso de estas tecnologías y el procesamiento de tus datos para estos propósitos. Más información
Privacidad